MARCEL PROUST: CONSAGRADO A UNA ÚNICA GRAN OBRA

    Marcel Proust, nacido en Auteuil en 1871, fue el hijo mayor de Adrien Proust, un famoso epidemiólogo francés, y Jeanne Clemence Weil, judía alsaciana, nieta de un antiguo ministro de Justicia. La familia de Proust acostumbraba ir a la casa de sus tíos en temporada de Pascua. La casa se encontraba en Illiers, a unos 25 km. de Chartres. Hacia 1880, cuando tenía 9 años, Proust sufre su primera crisis asmática, razón por la cual las visitas a Illiers se reducen hasta el punto de suspenderse. Esta situación ocasionaría que Proust siempre viera Illiers como un paraíso perdido. Auteuil, cerca del Bois de Boulogne, será la fuente de inspiración de Proust para Balbec, mientras que Illiers actualmente se llama Illiers-Combray por su relación con la novela.

    En el año 1888, a la edad de diecisiete años, Proust empezó a frecuentar salones donde conoció a una serie de damas de la alta burguesía y al aristócrata Montesquieu, un poeta homosexual, altanero, caprichoso y afectado, que tendrá una influencia decisiva en la vida y obra de Proust.

     En 1896 se autopublicó Los placeres y los días, una recopilación de poemas en prosa, retratos y relatos largos en un estilo decadente, ilustrado por Madeleine Lemaire, dueña del salón que Proust frecuentaba. Al mismo tiempo, Proust se volcó en la obra del esteta inglés John Ruskin. Su muerte en 1900 fue aprovechada por Proust para iniciar la traducción de su obra. Aún cuando las dos primeras traducciones fueron alabadas por críticos como Henri Bergson, constituyeron un fracaso editorial. Sin embargo, ésta fue la etapa de la carrera en donde se afirmó la personalidad de Proust.

     Tras la muerte de sus padres, sobre todo la de su madre en 1905, su frágil salud se deterioró a causa del asma y la depresión. Permaneció recluido en el 102 del Boulevard Haussmann en París, donde hizo cubrir las paredes de corcho para aislarse de ruidos y dedicarse a su trabajo. Vivía exclusivamente de noche tomando café en grandes cantidades y casi sin comer. Hacía 1909 parece ser que Proust se entrega a su obra maestra. En 1912 aparecieron varios fragmentos de su novela en Le Figaro. Finalmente Por el camino de Swann se publica en 1913.

     Durante la I Guerra Mundial Proust es declarado inútil para el servicio y apenas terminada la guerra se publica el segundo volumen, A la sombra de las muchachas en flor, que al año siguiente, 1919, obtendrá el premio Goncourt, no sin cierta controversia. Después de declarársele una neumonía, murió, el 18 de noviembre de 1922.

 

PRINCIPALES OBRAS

  • Los placeres y los días (1896)
  • En busca del tiempo perdido (1913-1927)
    • Por el camino de Swann (1913)
    • A la sombra de las muchachas en flor (1919)
    • El mundo de Guermantes I y II (1921–1922)
    • Sodoma y Gomorra I y II (1922–1923)
    • La prisionera (póstuma, 1925)
    • La fugitiva (póstuma, 1927)
    • El tiempo recobrado (póstuma 1927)

I.E.S. "RÍO ARBA"

TAUSTE (Zaragoza)

ESPAÑA

Correo de Contacto:

literaturaeuropea@iesrioarba.es